jueves, 12 de marzo de 2009

Obama crea el Consejo de Mujeres y Niñas



El presidente Obama firmó ayer miércoles una orden ejecutiva para crear el Consejo de Mujeres y Niñas, presidido por Valerie Jarrett. Esta institución servirá para proporcionar una respuesta federal coordinada a los desafíos a los que se enfrentan las mujeres en EEUU.

Ha sido un discurso muy emotivo en el que el propio Obama reconocía que iba a firmar la orden ejecutiva no como presidente sino como hijo, nieto, marido y padre. En un homenaje a las mujeres de su familia habla de su madre, recordando cómo le transmitió su pasión por ayudar a los demás, además de trabajar cada día para sacar adelante a sus dos hijos: Barack y su hermana Maya.

A continuación menciona a su abuela, indicando cómo llegó a ser la primera mujer vicepresidente de un banco en Hawai aunque veía cómo hombres menos cualificados que ella eran mejor considerados.

Le tocó el turno después a su esposa, Michelle -que aparece en la fotografía escuchando orgullosa a su marido- , llamándola una vez más "la roca de la familia Obama" y destacando la preocupación constante que ella siempre ha tenido, por su trabajo cuando estaba con las niñas, y por las niñas cuando estaba en su trabajo, tratando de compatibilizar ambas tareas lo mejor posible.

Explica además cómo las mujeres están ya trabajando en todos los sectores y hace una mención especial a Hillary Clinton: "Tuve el privilegio de participar en una histórica campaña electoral con una mujer que ahora es Secretaria", y recuerda que en EEUU las mujeres han conseguido muchas cosas pero todavía no están representadas como se debiera. Mencionó además a algunas mujeres presentes en el acto que han destacado por sus éxitos profesionales en medicina, el ejército o los juegos olímpicos. En un momento dado hace una broma y dice que el Consejo va a estar formado por mujeres, como las que le acompañan en el estrado, y "hombres como los que se encuentran ahí, los hemos puesto en la segunda fila", consiguiendo las risas del público asistente. Menciona de nuevo posteriormente a su abuela y a su madre, reconociendo el trabajo que realizaron para sacar a sus hijos adelante, y a Michelle, destacando la labor que hace ella para que sus hijas, Malia y Sasha, puedan cumplir sus sueños.

Y terminó el discurso diciendo:

"Ahora está en nosotros realizar el trabajo que queda por delante para asegurar que nuestras hijas y nuestras y nuestras nietas no tengan que poner un límite a sus sueños, que no haya obstáculos para sus logros y que tengan las oportunidades que sus madres y sus abuelas y sus bisabuelas nunca soñaron siquiera. Este es el objetivo de este Consejo. Estas son las prioridades de mi presidencia. Y espero trabajar con todos vosotros para conseguir llevarlo a cabo en los meses y años que tenemos por delante".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada